Tecnología verde: cómo afecta al planeta y a la realidad de las empresas

Jul 20, 2023 | Noticias, Tecnología

¿Qué es la tecnología verde?

 

La tecnología verde o Green IT se enfoca en la sostenibilidad y abarca prácticas que buscan reducir el impacto ambiental de la tecnología de la información. Esta innovadora tendencia busca contribuir al futuro del planeta mediante el uso responsable de recursos informáticos y la implementación de soluciones ecológicas.

En el ámbito empresarial, las prácticas de tecnología verde tienen como objetivos:

  1. Desarrollo de productos respetuosos con el medio ambiente, abarcando todo su ciclo de vida, desde la fabricación con un menor uso de recursos naturales hasta su adecuada disposición al final de su vida útil.
  2. Reducción de la huella de carbono, logrando disminuir las emisiones de CO2 mediante el uso de energías limpias y soluciones que promuevan la eficiencia y el ahorro energético.
  3. Gestión adecuada de los residuos sólidos, incluyendo el manejo responsable del papel utilizado, la correcta disposición de los desechos electrónicos, la recopilación de materiales reciclables y la reutilización de residuos de producción, entre otras iniciativas.
  4. Disminución del consumo de agua en las operaciones diarias de las empresas, contribuyendo así a la conservación de este recurso vital.
  5. Modificación de la distribución empresarial y la adopción de modelos de gestión eficientes que optimicen los procesos y operaciones, logrando un equilibrio entre el rendimiento empresarial y el respeto por el medio ambiente.

En definitiva, la tecnología verde se presenta como una oportunidad para las organizaciones de avanzar hacia un enfoque más sostenible, en el que la tecnología de la información ecológica juega un papel clave para construir un futuro más amigable con el planeta.

 

¿Qué es la tecnología verde? Imagen que describe un proceso creativo en color verde.

 

¿De qué manera afecta la tecnología al medio ambiente?

 

El progreso tecnológico ha tenido un impacto significativo en el medio ambiente, dando lugar a cuestionamientos cómo la tecnología verde afecta a nuestro entorno.

El derroche de recursos naturales, la liberación de residuos contaminantes en la naturaleza y la explotación de minerales para fabricar dispositivos son preocupaciones apremiantes en el contexto del desarrollo tecnológico y su relación con el medio ambiente.

No obstante, uno de los mayores desafíos medioambientales se vincula a la generación y consumo de energía eléctrica. A medida que las tecnologías de la información avanzan, la demanda de energía aumenta exponencialmente. Es evidente cómo la recarga de una gran cantidad de ordenadores y teléfonos móviles en enchufes comunes representa solo una pequeña parte de un problema más amplio.

La generación de energía eléctrica proviene principalmente de diferentes fuentes, con consecuencias ambientales diversas:

  1. Los combustibles fósiles, como el carbón, son una fuente no renovable y emiten grandes cantidades de dióxido de carbono (CO2), uno de los principales gases responsables del calentamiento global.
  2. Las centrales hidroeléctricas utilizan una fuente renovable como el agua, pero su construcción puede generar un alto impacto ambiental, incluyendo deforestación, pérdida de biodiversidad y el desplazamiento de comunidades locales.
  3. Existen fuentes limpias de energía, como la eólica, solar y biomasa, aunque su participación en la producción de energía aún no es significativa en comparación con otras fuentes.

Un ejemplo sorprendente del elevado consumo de energía de la tecnología lo encontramos en la minería de bitcoins. Investigaciones de la Universidad de Cambridge han revelado que la minería de esta criptomoneda, realizada por miles de máquinas operando 24/7 en todo el mundo, consume tanta electricidad como el consumo anual de un país entero, como Suiza.

Esto convierte al sector de las tecnologías de la información en uno de los mayores contribuyentes a las emisiones de CO2 en todo el mundo, solo teniendo en cuenta los dispositivos móviles y los ordenadores. Ante este panorama, la tecnología de la información ecológica se presenta como una alternativa necesaria para abordar el impacto medioambiental y buscar soluciones sostenibles que nos permitan seguir avanzando en el mundo digital sin comprometer el equilibrio del planeta.

 

¿Qué es la tecnología verde? Imagen que describe material tecnológico

 

¿Cómo puede actuar la comunidad informática?

 

Para abordar y minimizar el impacto ambiental causado por la tecnología, se plantean diversas soluciones:

  1. Implementación de soluciones que utilicen energía proveniente de fuentes renovables, y la ampliación de la capacidad de las plantas de energía limpia.
  2. Adopción de soluciones de eficiencia energética para reducir el consumo eléctrico de dispositivos tecnológicos y maquinaria industrial.
  3. Desarrollo de sistemas de tratamiento de residuos y reutilización de aguas para una gestión más responsable de los recursos.
  4. Aplicación de automatización y soluciones tecnológicas en el ámbito corporativo para reducir la utilización de papel mediante la digitalización de documentos.
  5. Promoción de la virtualización de servidores y softwares a través de la computación en la nube, lo que permitirá prescindir de infraestructuras de Data Centers y servidores a gran escala, reduciendo significativamente el consumo energético y las emisiones de carbono.

Las principales compañías tecnológicas ya están a la vanguardia en la investigación y desarrollo de estas soluciones. Por ejemplo, Apple se ha comprometido a ser neutral en carbono y asegura que todos sus productos alcanzarán esta meta para el año 2030. La empresa ha avanzado considerablemente en la reducción del consumo de energía en sus dispositivos, y su objetivo es que todos los productos y embalajes se produzcan al 100% con materiales reciclables y renovables.

Además, el uso de la tecnología verde en acciones gubernamentales y proyectos privados ha llevado a algunos países a lograr avances significativos en materia de sostenibilidad. Costa Rica, por ejemplo, fue reconocida como «Campeona de la Tierra» por la ONU en 2019 debido a su prohibición de combustibles fósiles y plásticos, y se esperaba que se convirtiera en el primer país con cero emisiones de carbono en 2021.

Asimismo, Toyota anunció a principios de 2020 la creación de la «Woven City», una ciudad totalmente autosuficiente e inteligente que será construida en Japón. Esta ciudad contará con un ecosistema conectado alimentado por pilas de combustible de hidrógeno, vehículos autónomos y robots para hogares inteligentes. Su objetivo será ser un centro de desarrollo tecnológico limpio que genere beneficios sociales para sus habitantes y el entorno.

En conclusión, la tecnología verde juega un papel fundamental en la búsqueda de soluciones sostenibles que permitan aprovechar los avances tecnológicos sin comprometer el equilibrio medioambiental, tanto a nivel de empresas como en acciones a gran escala, lideradas por gobiernos y organizaciones privadas. Estos esfuerzos combinados pueden allanar el camino hacia un futuro más respetuoso con el planeta y sus recursos naturales.

 

¿Por qué invertir en tecnología verde?

 

Al invertir en soluciones tecnológicas ecológicas, es posible reducir drásticamente las emisiones de gases y combatir problemas como el efecto invernadero, la contaminación ambiental, el deshielo de los casquetes polares y la deforestación, entre otros. Tomar acciones para preservar el medio ambiente es un compromiso con las generaciones futuras.

Un ejemplo evidente de los beneficios de la tecnología verde es la reducción del uso de papel en las empresas. Según datos de Embrapa, la producción de una tonelada de papel consume enormes cantidades de agua y provoca la deforestación de varias toneladas de madera, impactando negativamente en la biodiversidad. Al adoptar soluciones tecnológicas que reduzcan el consumo de papel, las empresas pueden obtener ganancias significativas y contribuir a la conservación de recursos naturales.

Además de los beneficios a largo plazo para el planeta, las tecnologías verdes también ofrecen ventajas a corto plazo para las empresas. La reducción del consumo energético y de la producción de servidores e infraestructuras tecnológicas no solo implica un ahorro de costos, sino también una mejora en la eficiencia operativa. Esto puede traducirse en una mayor competitividad y rentabilidad para las organizaciones.

Otro aspecto relevante es el impacto positivo en la reputación de las empresas que adoptan prácticas sostenibles. La apuesta por la tecnología verde y la responsabilidad ambiental generan una imagen positiva en el mercado y frente a las partes interesadas. La autenticidad y el compromiso genuino con el medio ambiente tienen el potencial de atraer a más clientes y a inversores que valoran la sostenibilidad.

 

¿Qué es la tecnología verde? Imagen que describe "material tecnológico sostenible"

 

¿Cómo reducir el uso de papel con la tecnología?

 

La adopción de prácticas para reducir el consumo de papel representa una poderosa contribución hacia la sostenibilidad, y además, puede ser una iniciativa sencilla de implementar en cualquier empresa. La tecnología verde ofrece soluciones innovadoras que permiten minimizar significativamente el uso de papel en los procesos empresariales.

Una forma clave de lograrlo es a través de la automatización de los procesos y la transición hacia un entorno digital. Mediante la implementación de soluciones como el Enterprise Content Management (ECM) y el Electronic Document Management (EDM), las empresas pueden mantener toda su información y documentos en la nube, permitiendo una gestión electrónica de documentos más eficiente.

Estas soluciones tecnológicas ofrecen una amplia gama de funciones que facilitan la transición al mundo digital. Entre ellas, destacan la firma digital y electrónica, el escaneo de documentos, el OCR (Reconocimiento Óptico de Caracteres), la codificación de contenido y la indexación para realizar búsquedas eficaces. Gracias a estas herramientas, toda la gestión de archivos y documentos se realiza de manera digital, disminuyendo significativamente la necesidad de imprimir y utilizar papel innecesariamente.

Además, el enfoque hacia una gestión de documentos electrónicos también conlleva una mejora en la eficiencia y productividad de las operaciones empresariales. Al tener acceso instantáneo a los documentos almacenados en la nube y contar con herramientas de búsqueda avanzadas, los empleados pueden encontrar la información que necesitan de manera rápida y efectiva, agilizando los procesos internos y mejorando la toma de decisiones.

 

¿Conoces ya nuestros servicios tecnológicos? En Beateam contamos con un equipo de profesionales de vanguardia dispuestos a brindarte soluciones innovadoras. ¡Visita nuestra página web y descubre cómo podemos llevar tu proyecto al siguiente nivel!

Tal vez te interese

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *